jueves, 5 de febrero de 2015

panda bear, panda bear meets the grim reaper (2015)

A Manolo le ha gustado tanto el último disco de Panda Bear que se ha animado a comentarlo en el marino. Esto es lo que cuenta sobre él:

"Pet sounds supuso un hito. Junto a The Velvet Underground & Nico y Revolver sentó unas bases sobre las que cimentar toda el pop posterior. A partir de ellos ya nada fue igual. Y la música de Panda Bear remite a The Beach Boys de forma casi unívoca. Es deudora directa, absoluta, de aquel sonido. Uno cree reconocer ecos en cada estrofa, viajando a un pasado que nunca vivió, buscando la ola perfecta en cada estribillo. Y, a pesar de ello, cualquiera de los 3 lps. que ha sacado el miembro de Animal Collective es tanto o más moderno que la mayoría de los discos de los californianos. Se sustentan en sus melodías vocales para hacer algo absolutamente innovador, revolucionario. Algo que (y esto ya se han encargado de demostrarlo ellos mismos) ya no está al alcance ni de sus propios creadores.

Pero, a diferencia del trabajo con Animal Collective, aquí toda esa revolución nos llega cimentada sobre unas bases melódicas irrefutables, lo que, a mi parecer, lo hace más disfrutable y, me atrevería a decir, admirable. La experimentación que en buena parte de los discos del colectivo ocupa el papel de actor principal, en cualquiera (y especialmente en este Panda Bear meets the Grim Reaper) de los álbumes de Noah Lennox tiene siempre el aderezo de unas melodías tan hipnotizantes que hacen que uno caiga rápidamente en sus redes. No es necesario situarse a un nivel superior (como sí ocurre con otras obras, más elitistas pero no por ello menos importantes) para darse uno cuenta de que se está ante una obra maestra, que es a su vez clásica y transgresora.


Y partiendo de la base de que Panda Bear lleva ya años demostrando que está a otro nivel que el resto, logrando auténticos mantras electrónicos, cargados de loops y samples imposibles, que podríamos situar al nivel de las experiencias casi místicas de gente como los músicos de Joujouka o los discos de Nusrat Fateh Ali Khan, es en la composición de sus melodías vocales donde yo me termino de rendir a su trabajo. Y en su nuevo disco de eso sobra. Están en Mr. Noah, en Crosswords, en Butcher Baker Candlestick Maker, en Selfish Gene, en las reposadas Tropic of Cancer y Lonely Wanderer (en las que se atreve a samplear dos piezas de múscia clásica) y en casi cualquiera de las canciones de un disco perfecto, aún mejor preludiado por el EP Mr. Noah. Canciones que, como las del Pet Sounds, nacen ya clásicas y modernas y consiguen hacer de este tercer álbum de Panda Bear una (otra) obra maestra de la música electrónica y del pop con mayúsculas.

Ahora solo queda decidir si está a la altura de ese majestuoso Person Pitch y del continuista Tomboy. Yo creo que sí, y que casi diría hasta que se trata del mejor disco de Panda Bear."

No hay comentarios:

Publicar un comentario