miércoles, 17 de junio de 2015

especial pet shop boys (6 y final): disco (1986), disco 2 (1994), disco 3 (2003) y disco 4 (2007)

Disco, 1986

El primer Disco se publica a los pocos meses de que lo hiciera Please. Y en las remezclas del fantástico debut de Pet Shop Boys es en el que se centra este Lp. Las versiones extendidas de Suburbia, Opportunities, Love comes quickly y West end girls aquí hacen honor a los temas originales, destacando quizás el trabajo de Shep Petibonne con las dos últimas del lote. Canciones de más de seis y siete minutos que no se hacen largas y forman, probablemente, la mejor colección de remezclas de la discografía del grupo.

Pero, además, el álbum traía dos temas que hasta entonces solo habían sido caras B y que brillan con luz propia. In the night, aquí alargada por Arthur Baker, y Paninaro, esencial himno al consumismo y la futilidad personalizado en la tribu juvenil de mismo nombre, que se paseaba por las calles de Milán con sus camisetas de Armani y sus abrigos de pluma en la Italia de los 80s.

Disco es, en esencia, un recopilatorio de remixes que tiene demasiada entidad como para quedar en una anécdota. Uno de los mejores discografía. manolo

Disco 2, 1994

El segundo volumen de la serie es quizás el más prescindible. Orquestado como una sesión non-stop y con las remezclas de Very como leitmotiv, mantiene poco interés prácticamente a lo largo de todo su minutaje. Lo más destacado son las dos remezclas (una de ellas, muy breve) de la curiosidad Absolutely fabulous, la sensual toma de We all feel better in the dark (la cara b de Being boring) que cierra el disco y el Jam & Spoon mix de Yesterday, when I was mad, una preciosidad para soñar y bailar.

Una mala tarde la puede tener cualquiera. javi


Disco 3, 2003

Recuerdo que, cuando salió Disco 3, el NME le cascó un 9 y dijo que era el mejor disco de PSB en una década. Si no estuviera Bilingual por medio, diría que amén.

Lo que más sorprende es que apareciera inmediatamente después de Release, porque es su puro reverso. Lo que allí era languidez, aquí se transforma en frenesí. Disco 3 va   mucho más allá del mero concepto de recopilatorio de remixes y caras B y se convierte en un álbum a reivindicar, coherente y de marcadísima personalidad. No sólo revientan Here (apabullante su relectura), London o Home and Dry, si no que además regalan temazos nuevos como  If Looks Could Kill o la cachondísima versión de Try Me (I’m in Love with a Married Man) de Bobby O. Por si todo esto no fuera suficiente, se permiten el lujo de fabricar un hitazo descomunal como Somebody Else’s Business.

Disco 3 es makinorro, es desvergonzado, es hortera, es petardo. Es maravilloso. mireia

Disco 4, 2007 

Y en el cuarto le dieron la vuelta al concepto. Si hasta el momento las remezclas de sus propias canciones era la clave, aquí son algunos de los remixes que ellos han realizado a otros artistas y grupos los protagonistas. Con la excepción de dos remixes de Integral (un éxito lo pongas como lo pongas) y I'm with stupid (bien interesante) de Fundamental realizados por ellos mismos. Todo queda en casa.

El comienzo es inmejorable, con el remix Stars are blazing que realizaron del Read my mind de The Killers (uno de sus mejores singles) y sobretodo por Hallo spaceboy de David Bowie, un remix en el que cantaba Neil (al final, una colaboración en toda regla), y que fue single oficial de Bowie. Una joya como pocas.

También hay que destacar los impecables ocho minutos del Sorry de Madonna (de su gran Confessions on a dance floor) y los siete del explicativo There are no guitars on this mix del Mein teil de Rammstein. javi

No hay comentarios:

Publicar un comentario